Searching...
2 ene. 2015

FOMENTAR EL CONTACTO OCULAR PODRÍA INTERFERIR EN EL PENSAMIENTO DE LOS NIÑOS CON AUTISMO.



Los niños con autismo apartan la mirada de las caras cuando están pensando, sobre todo cuando es acerca de un problema difícil o complicado - al igual que las personas sin autismo, según un estudio reciente.

Evitar el contacto ocular es un comportamiento común de las personas con autismo, y los niños con este trastorno a veces son entrenados para que mantengan el contacto.
Pero los nuevos hallazgos muestran que mirar a otro lado a veces tiene un propósito, y alentar el contacto visual puede interferir con los pensamientos del niño con autismo.

"Aunque el entrenamiento en habilidades sociales es importante para alentar el contacto visual en los niños con autismo", el nuevo estudio muestra que la desviación de la mirada es útil para concentrarse en tareas difíciles, dijo el investigador Gwyneth Doherty-Sneddon, decano asociado en la Universidad de Northumbria en Inglaterra.

"Cuando los maestros o los padres piden a un niño con autismo una tarea o demanda difícil, y mirar hacia otro lado, nuestro consejo es que espere para que puedan procesar la información, y se centren en la búsqueda de una respuesta adecuada", dijo Doherty-Sneddon.

Los hallazgos aparecen en la edición de abril de la Revista de Psicología y Psiquiatría Infantil, y fueron publicadas en línea por primera vez 26 de octubre.

El estudio incluyó a 20 niños con autismo y 18 con síndrome de William, una enfermedad genética rara que suele causar problemas de aprendizaje y una personalidad excesivamente amable. Los investigadores propusieron a los niños que llevaran a cabo pruebas de cálculo mental.

Ellos encontraron que en ambos grupos de niños, realizaban la desviación de la mirada mientras pensaban, y el aumento de la desviación de la mirada era mayor a medida que aumentaba la dificultad de las preguntas.

El estudio mostró que los niños con autismo siguen las mismas pautas que los demás niños al procesar información compleja o tareas difíciles, dijeron los investigadores. Los niños sin autismo y adultos miran hacia otro lado cuando le hacen preguntas difíciles, y que la desviación de la mirada se ha demostrado que se utiliza para mejorar la precisión de respuestas.

Al intentar recuperar información de la memoria, o resolver un problema complejo, mirar a la cara de alguien puede interferir con la manera en que el cerebro procesa la información relativa a la tarea. Esto es, en parte, porque las caras son grandes fuentes de información que captan nuestra atención, de acuerdo con el estudio.

Por lo tanto, los niños con autismo que miran hacia otro lado, en algunos casos, pueden estar concentrados o tratando de resolver un problema.




FUENTE: Facebook-ASPAU y a su vez ellos traducen de la fuente original que és: LIVESCIENCIE






via La princesa de las alas rosas http://ift.tt/1I5mBhT

IFTTT

Put the internet to work for you.

Turn off or edit this Recipe

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 
Blogging tips